Lo más leído en los últimos 7 dias

noviembre 20, 2016

Un revisionista llamado Robert Glasper



Robert Glasper es inagotable. En su disco titulado Covered, editado en 2015 (Columbia/Legacy) vuelve a introducirse sin temor alguno en un jazz revisionista como, por ejemplo, Reckoner, de Tom York, el de Radiohead, Barangrill, de la legendaria Joni Mitchell o Stella By Starlight, de una factura complicada. En el álbum tiene un tema propio titulado I Don’t Evenv Care, de altísima calidad. 

El tema del video se llama So Beautiful, dev Lee Huston, con mucho soul actual, pero en esa línea también se incluyen The Worst, de Jhené Aiko, y Good Monring, de puso en el estrellato a John Legend.

Grabado en directo y con público en los estudios Capitol en diciembre de 2014 -su título completo es Covered (The Robert Glasper Trio Recorded Live At Capitol Studios)-, el álbum cuenta únicamente con los teclados de Robert Glasper, el bajo de Vicente Archer y la batería de Damion Reid.

El único tema vocal lo interpreta Harry Belafonte que participa en Got Over, recitando con su magnífica y cruda voz esta composición extraordinaria. Al final aparece el hip hop con I’m Dying of Thirts, con una mezcla de vocalización por parte de Kendrick Lamar y voces infantiles que hacen alusión al futuro que se avecina.

Glasper obtuvo en 2015 un Grammy por su versión de Jesus Children, de Stevie Wonder -junto a Lalah Hathaway y Malcolm-Jamal Warner-, incluida en Black Radio 2. También ha compuesto recientemente la banda sonora de Miles Ahead, la destacada película sobre Miles Davis ya estrenada.


Visítanos y síguenos también en Facebook, Twitter, Instagram y Flipboard.

No hay comentarios:

Es Dios

"Esa lengua de fuego se abría despiadada, como urdiendo en el alma y buscando donde cabalgar. Resoplaba fuerte, escrutaba el ojo, mordía la mente y ondeaba su calor, como haciéndonos sentir que somos una miniatura, una milmilésima parte del universo. Esa lengua de fuego, creación al fin, es lo mismo que la hoja, que la piedra, que el agua, que el ave, que la hierba. Es Dios".

La compuerta de la vida

"A veces, casi inerme, entrebusco la fórmula de la vida, y encuentro una melodía que me exige respirar, profundo, restituyéndome la fe en el futuro. Sólo Dios abre la compuerta de la vida, y la música es el compás de espera a la perfección, el estadío más emocionante del ser humano".

Pulsa abajo y síguenos también en Facebook Groups